10.000 piezas

Sobran 10.000 trabajadores inmigrantes de la campaña de la fresa. Así de claro: sobran, están de más, no caben. “No vengáis, sólo vais a estorbar y a pasar frío”: ese es el mensaje que desde hace algunas semanas tratan de hacer llegar a los inmigrantes. Se les trata como a mano de obra, una pieza más del productivismo, sólo una pieza: prescindible, recambiable. Ayer los necesitábamos en el tajo, en la plaza del pueblo. Hoy sobran. ¿La crisis? Sólo una excusa: se ha hecho otros años, por otros motivos. Porque la verdadera razón es que el ser humano, el hombre y la mujer, no son el centro del sistema económico, como debería ser. Es al revés: la persona al servicio del capital, doblegado a sus intereses y a sus caprichos. ¿Les resulta panfletario todo esto? ¿Acaso hay alguien capaz de defender, tal como está el patio, que este sistema económico liberal privilegia a la persona? Sólo una pieza, en este caso 10.000 piezas que nos sobran del campo onubense este año. Y otros miles aquí y allí, recambiables, prescindibles. Eso sí: nos vamos por miles, calladitos, a la cola del paro. A esperar.

The following two tabs change content below.

Gonzalo Revilla

Latest posts by Gonzalo Revilla (see all)

You may also like...

Deja un comentario