Cosas del mercado

Existe un supermercado perteneciente a una cadena de distribución alemana, en el que si a alguien le da por mirar las etiquetas podrá contemplar estupefacto como las tarrinas de fresa que vende no son de Palos, ni Lucena o Lepe, sino de Marruecos. Resulta chocante que en el mismo Huelva alguien pueda comprar fresa marroquí en una tienda, y tampoco entiendo que Freshuelva no haga nada al respecto de que le coloquen su propio producto en su propia casa y permanecer indolente.

Si hablamos con algún responsable de dicho establecimiento nos dirá que a ellos el género les viene directamente de su plataforma logística, y que ésta a su vez compra al mayorista y al intermediario y que, vaya usted a saber, lo mismo compran para todas las tiendas del grupo en Europa y por eso al final es más barato.

Este es un ejemplo de aquí que podemos entender fácilmente, pero en el mundo se dan continuamente este tipo de prácticas que hacen que a los agricultores y fabricantes locales, especialmente en países pobres o con poco peso específico en el comercio mundial, les resulte cada vez más difícil competir con los grandes grupos de distribución que imponen sus condiciones. A estas alturas ya nadie se cree que apelar a las reglas del mercado sea la solución a los problemas de igualdad de oportunidades y desarrollo de los pueblos.

The following two tabs change content below.

Victor Rodríguez

Latest posts by Victor Rodríguez (see all)

You may also like...

Deja un comentario