El carnaval de la economía

La economía, con perdón, es como el carnaval: se cometen excesos sabiendo que luego vendrá una cuaresma en la que purgar los pecados cometidos. Y se esconden muchas cosas: grandes empresas que se disfrazan de gobiernos democráticos -mejor si el disfraz es de gobierno de izquierdas- para tener más fácil su carrera hacia el enriquecimiento infinito y más allá. Instituciones financieras que se ocultan tras la máscara de unas siglas indescifrables para que nadie entienda nada. Expolios descarados que se muestran como “regulaciones del mercado” o como “generosas inversiones”, como “imprescindibles privatizaciones” o como “reducción de los costes salariales”. Beneficios incalculables maquillados por fabulosas triquiñuelas contables y puestos a buen recaudo en una cuenta en un paraíso fiscal. Sólo falta una cosa: el carnaval es una fiesta, la economía, para la mayoría, un drama. Y sin coplillas.

The following two tabs change content below.

Javier Rodríguez

Latest posts by Javier Rodríguez (see all)

You may also like...

Deja un comentario