Entre viviendas y puentes

Manuel Chaves se ha lanzado de nuevo al ruedo de las promesas electorales; eso sí, con algo de antelación. En Huelva ya le oímos prometer hasta puentes flotantes sobre parajes naturales. Pero ahora se ha superado y nos promete una ley que entrará en vigor cuando pasen las próximas elecciones autonómicas. Puede que cumpla su promesa por el bien de los jóvenes y las miles de personas que tienen infraviviendas, pero lo fia a tan largo plazo que le entran dudas a cualquiera. Por lo pronto, ya hay voces disidentes en el gobierno, que cuestionan de la viabilidad económica del invento, aunque el presidente ha hecho sus cuentas y dice que le salen. Pues claro que habrá dinero, pero veremos de donde lo saca y si no desvestirá a un santo para vestir a otro. Sea como fuere, la medida es interesante a priori, por aquello de hacer imperativo un derecho que los mismos constitucionalistas se empeñan en reducir a un loable desideratum. Esperemos que no se vaya desinflando y nos quede otra norma de glorioso título y entrañas vacías.

Por eso, incluso los colectivos que más han luchado por un acceso a la vivienda en consonancia con los principios constitucionales, están algo mosqueados y le piden garantías. Por lo pronto mantienen una concentración para octubre, no sea que se le olvide. Veremos.

The following two tabs change content below.

Dos Orillas

Latest posts by Dos Orillas (see all)

You may also like...

Deja un comentario