Espanto rentable

A veces es inevitable mostrarse cínicos, pero ocurre también que las evidencias golpean muy fuerte. El mundo está mirando hacia Haití: una tragedia que deja sin aliento. Y la comunidad internacional (bonito nombre) ha puesto en marcha toda su maquinaria humanitaria. Así, los mismos que ayer [mandaban arroz subvencionado->http://www.eumed.net/cursecon/ecolat/ht/bjb-arroz.htm] para dinamitar su economía mandan hoy militares para evitar el pillaje, o bomberos para sacar sus cadáveres; y los mismos que se han encargado de mantener a Haití como cabeza de lista de los países más pobres, se muestran sorprendidos por la [falta de infraestructuras y dotaciones->http://www.rebelion.org/noticia.php?id=98649], por la fragilidad de sus construcciones. Por muy bestia que suene: el terremoto llevará a Haití las empresas, el dinero y el desarrollo que durante años se le ha negado, aunque será, claro, a costa de su soberanía. Los ciudadanos del mundo estamos espantados: nuestros gobiernos rentabilizarán ese espanto.

The following two tabs change content below.

Gonzalo Revilla

Latest posts by Gonzalo Revilla (see all)

You may also like...

Deja un comentario