La otra Iglesia

Este fin de semana se celebra en Jerez la III Asamblea de Redes Cristianas bajo el lema “Cristianos en una sociedad plural”. En ella se pretende hablar de espiritualidad laica, de identidad de género y transexualidad, de iterreligiosidad y pacifismo, de la construcción de una Iglesia plural o de la lucha por una sociedad más justa y alternativa.

En esta asamblea estarán presentes comunidades, movimientos eclesiales, organizaciones y cristianos y cristianas que entienden la fe como compromiso con los más desfavorecidos, que entienden la iglesia como la comunidad de creyentes en Jesús de la que nadie puede ser excluido. Son cristianos y cristianas que también se sienten Iglesia, que también son Iglesia, lejanos a los grandes fastos de la iglesia tradicional, lejanos a la intransigencia de los obispos o el Papa en cuestiones morales o sexuales. Son cristianos y cristianas que quieren construir desde los empobrecidos, desde los olvidados, desde los marginados; comprometidos y comprometidas con Jesús y su evangelio para cambiar la realidad injusta que nos ha tocado vivir. Son la otra Iglesia, una iglesia cercana, de base, que no cierra puertas a la mujer, ni al homosexual, cercana a la pobreza, al sufrimiento de los que nada son y nada tiene.

Es esa otra Iglesia que comulga con Ellacuría, con Casaldáliga, con Leonardo Boff, con el obispo Osés o con San Romero de América. Es otra Iglesia, una iglesia de los pobres, asentada en la realidad, encarnada en el mundo. Es otra Iglesia que no sale en los papeles, una Iglesia humilde, misericordiosa, sencilla, cercana al ser humano, es una Iglesia capaz de cambiar el mundo., Es una Iglesia testimonio, de carne y hueso, actual y viva, lejos del apolillamiento de esa otra iglesia oficial, incapaz de ver la realidad en la que vive, lejana al sufrimiento y al compromiso.

Esta III Asamblea de Redes Cristianas es una buena oportunidad para mostrar ese otro rostro que también late en el catolicismo, ese otro rostro preñado de esperanza, capaz de dar alas y motivos para hacer otra sociedad con otro tipo de relaciones en las que prime el amor y la justicia, la libertad y la solidaridad, la comunión y el compartir, la comunidad y el destino universal de los bienes. Seguramente los medios releguen la celebración de esta Asamblea a un breve en una página perdida, o ni siquiera se hagan eco de lo que allí ocurra, pero eso importa poco. Es la época de la siembra, de preparar la tierra, de echar la semilla, de cuidar con mimo todo lo preparado, en la seguridad de que con el tiempo el fruto será grande y fuerte y resistirá los avatares de los malos tiempos. Otro mundo es posible, otras relaciones humanas son posibles, otra Iglesia también es posible y ya está siendo realidad.

The following two tabs change content below.

Dimas Haba

Latest posts by Dimas Haba (see all)

You may also like...

Deja un comentario