Las no vacaciones del articulista

El articulista pensó tomarse el mes de agosto de vacaciones. Ideó una serie de artículos costumbristas con un poco de toque social en los que aparecieran personas que no disfrutaban de vacaciones, o bien porque tenían que trabajar a destajo, o por todo lo contrario, o porque la situación que atravesaban no admitía descanso. El articulista creyó que de esa manera podría golpear la conciencia de una sociedad adormecida, mientras él descansaba de la actualidad. Este año, se dijo, voy a tomar unas vacaciones.

Pero la realidad es tozuda y el articulista no sabía que por más que él quisiera, agosto se llenaría de noticias y temas que le golpearían la conciencia. Y, mientras él se tomaba una cerveza al sol del verano, Israel bombardearía la franja de Gaza, destruyendo hogares, dejando miles de muertos y aterrorizando al pueblo palestino, que no se atrevía ni siquiera a salir de casa mientras sus ciudades eran ratoneras en las que las calles se cubrían de cadáveres y escombros. Qué paradoja tan grande que un pueblo que tanto ha sufrido permita que sus gobiernos causen el terror y la muerte entre tantos inocentes.

Tampoco sabía el articulista que la policía española y la marroquí golpearían sin piedad a inmigrantes procedentes de Mali que querían cruzar la frontera para huir de la miseria y el miedo que su gobierno causaba. Y entre porrazo y porrazo eran devueltos a territorio marroquí con la consiguiente protesta de las organizaciones humanitarias. Tampoco sabía el articulista que, en esa misma fecha, vecinos de un barrio de Tánger agredirían a inmigrantes subsaharianos y a alguna activista española con el pretexto de que les quitaban el poco trabajo que había. Otra paradoja de los pueblos: los empobrecidos de Marruecos hacían con los subsaharianos lo mismo que los empobrecidos españoles con los marroquíes…

Finalmente también se le escapó al articulista que el gobierno español pretendía –pretende- asestar un golpe de mano a la democracia representativa con la reforma de la ley electoral para elegir directamente a los alcaldes, aunque no obtengan mayoría absoluta. Eso por no hablar de la llegada en patera de miles de inmigrantes o de la corrupción institucionalizada, esta vez encarnada en Pujol. El articulista meneó la cabeza, definitivamente el próximo agosto no tendría vacaciones. Cerró los ojos mientras un cubo de agua helada caía por su cuerpo…

The following two tabs change content below.

Dimas Haba

Latest posts by Dimas Haba (see all)

You may also like...

Deja un comentario