Más seguro todavía

El Gobierno italiano ha aprobado un decreto ley urgente por el cual pueden expulsar del país a ciudadanos de la UE “por motivos de seguridad”. Esta medida, esta dirigida sobre todo a ciudadanos rumanos, la mayoría de etnia gitana, aunque se extiende a otras nacionalidades. Es llamativo intentar aplicar una medida a todas luces injusta a ciudadanos que en poco tiempo entraran a formar parte de pleno derecho de la Unión. Y si ello es así, ¿qué no harán con otros extranjeros?. Es un nuevo intento de unir inmigración con inseguridad ciudadana, usando el miedo como instrumento de manipulación del corazón y la mente de las personas. Por eso, quiero rescatar de la prensa andaluza una noticia que rompe por sí sola todos los prejuicios. En la madrugada del pasado sábado un joven realizó el arresto de un hombre que presuntamente había violado a una chica en el centro de Málaga. El agresor era español, sin antecedentes y con pinta de no matar a una mosca; el defensor de la mujer, un joven nigeriano que oyó sus gritos la auxilió y comenzó a perseguir al violador, lo retuvo y llamó a la policía desde su móvil. Si el autor del crimen hubiera sido el inmigrante, más de un alarmista de aquí se habría encargado de airear miedo por doquier. Y puede que mañana pidieran un decreto ley a la italiana. Por eso, desde esta orilla, insistimos en que el miedo no es más que una cortina de humo para la maldad.

The following two tabs change content below.

Dos Orillas

Latest posts by Dos Orillas (see all)

You may also like...

Deja un comentario