También la lluvia

Si pueden, vayan a verla. Está ahora en la cartelera de Huelva, pero en cualquier caso no dejen de ver esta peli. Es una conmovedora película dentro de otra película, que en cualquier caso no deja indiferente, y que por otra parte debería movilizarnos, en alguna dirección, pero movilizarnos. Icíar Bollaín obliga a sus personajes a enfrentarse, una y otra vez, a decisiones éticas que les mueven el suelo, que cuestionan sus seguridades, incluso desde las posiciones aparentemente más comprometidas o idealistas. En un contexto tan tenso, tan polarizado (la guerra del agua boliviana), esas decisiones van definiendo la trayectoria de cada personaje. En nuestros contextos de “bienestar” podría parecer que no se exige semejante grado de implicación, si no fuera porque esa dejación, esa desmovilización, es precisamente la condena de millones de personas en todo el mundo. “¿Por qué yo?”, se tiene que preguntar Luis Tosar en un momento de la peli. “¿Y quién si no?”, le vienen a contestar. Y esa misma pregunta queda como un poso para los espectadores, al menos para los que vayan al cine con alguna intención añadida al entretenimiento. No dejen de verla.

The following two tabs change content below.

Gonzalo Revilla

Latest posts by Gonzalo Revilla (see all)

You may also like...

Deja un comentario