Volver a medias

Le dijeron que sería dura la vuelta. Y era cierto: tres meses después aún tenía esa extraña sensación de vacío, como si alguna parte de su interior se hubiera quedado en el Sur, entre aquellas gentes amables y tan injustamente pobres. Había tratado de poner por escrito lo que sentía, pero era todo tan confuso que apenas puso en pie unos renglones: rabia, tristeza, esperanza, agradecimiento, todo mezclado sin orden ninguno. Su decisión de pasar unos meses en un país del Sur parecía tener más consecuencias de las que pensaba: era un cambio de perspectiva, una forma distinta de mirar el mundo y sus dinámicas, un zarandeo brutal a su conciencia de ciudadana del Norte, instalada en el consumo y en la seguridad. Ahora tenía que seguir con su vida, pero no podía olvidar todo lo vivido, los rostros, la dureza de su día a día. Era paradójico: había regresado a medias, pero mucho más completa.

The following two tabs change content below.

Gonzalo Revilla

Latest posts by Gonzalo Revilla (see all)

You may also like...

Deja un comentario